Вријеме  8 сата 21 минуте

Број тачака 2745

Uploaded 01.09.2013.

Recorded август 2013

-
-
931 m
702 m
0
8,0
16
32,01 km

Погледана 2051 пут(a), скинута са сервера 33 пут(a)

близу Uclés, Castilla-La Mancha (España)

Hubo una época en la Península Ibérica, y prácticamente en toda Europa, en la que por cuestiones de fé, todos miraban a Santiago. Multitud de creyentes aspiraban a peregrinar, al menos una vez en su vida, hasta la ciudad Santa donde reposan los restos del discípulo al que Jesucristo llamó “El Hijo del Trueno”.
Era una época en la que se abrieron multitud de rutas jacobeas, que desde todos los puntos cardinales, atravesaban la Península Ibérica. El denominado “Camino Francés” se convirtió en la principal vía de comunicación y tránsito con el resto de Europa. Otras vías menos concurridas, se fueron perdiendo y ahora en pleno siglo XXI, vemos como historiadores, creyentes o actividades en plena expansión como el senderismo, hacen que vuelvan a surgir los Caminos a Santiago. Algunos reinventados, otros intentando rescatar los vestigios históricos de aquellos antiguos trayectos que llevaban hasta Santiago.
El camino que aquí os presento tuvo su auge en el medievo y parte de Uclés, desde su Monasterio de Santiago que es la casa matriz de la Orden Militar de Santiago. Su precursor fue el Caballero Don Galindo, cuyos restos descansan en la bella iglesia románica de Campisábalos. Este caballero del siglo XII, y que fue proclamado Santo, guerreo contra los sarracenos en la reconquista de las tierras alcarreñas en las cuencas de los ríos Tajo y Guadiela. Por sus servicios y batallas ganadas para la corona de Castilla, le fueron cedidas villas y aldeas como Illana o Las Casas de San Galindo.
El Caballero San Galindo creó una ruta de peregrinación a Compostela que se convirtió en el cordón umbilical que nutriría a la cristiandad de Guadalajara, que más tarde el “Concejo de la Mesta” prolongaría en la hoy conocemos como “Ruta de la Lana”.
Si trazamos sobre un mapa una línea desde Uclés (en la provincia de Cuenca y próximo al punto más meridional de la provincia de Guadalajara) hasta la Sierra de Pela (sierra mas septentrional de la provincia de Guadalajara, con poblaciones como Campisábalos, Albendiego, Miedes de Atienza…), veremos que al final de cada tramo de 30 kilómetros (aproximadamente), existe una villa, fortaleza, casa de asilo u hospital que estuvo en manos de una Orden Militar Hospitalaria dedicada a la protección de peregrinos (Santiaguistas, Calatravos, Hospitalarios de Jerusalén…)
Hasta finales del siglo XIX, en esta comarca existió el llamado “Voto de Santiago”, que se predicó desde el comienzo de la Cruzada, como la obligación de todo cristiano de visitar la tumba del Apóstol y depositar una limosna, que se extendió a un tributo a favor de la Santa Iglesia del Apóstol Santiago, por el que los agricultores pagaban a esta con parte de su cosecha.
Hoy en día, es frecuente encontrar por donde discurrió este camino, lugares con topónimos que hacen referencia a Santiago (pueblos, despoblados, ermitas, monasterios, cerros, parajes, caminos, arroyos, fiestas populares, reliquias del apostol…)

Si tienes intención de realizar el Camino de Santiago Alcarreño, has saber que:

- El camino desde Uclés hasta Barajas de Melo (25 km) está perfectamente marcado como “Camino Santiaguista de Uclés” y no da lugar a pérdidas.
- En la población de Barajas de Melo, el camino santiaguista que veníamos siguiendo desde Uclés gira rumbo oeste hacía Madrid. El Camino de Santiago Alcarreño continua el mismo rumbo, predominantemente norte, que hemos venido llevando desde nuestra salida en Uclés y atraviesa de sur a norte la provincia de Guadalajara para unirse en la ciudad de Burgos con el Camino Francés.
- El punto donde abandonamos el camino santiaguista que va hacia Madrid esta justo en la entrada a la plaza de Barajas de Melo. Es la calle “Cuatro Calles” que a nuestra derecha asciende en busca del camino de Illana.
- El tramo de Barajas de Melo a Illana (7 km) discurre por el denominado “Camino a Illana” que esta sin señalizar con flechas amarillas a fecha de hoy (septiembre de 2013). Un pequeño tramo de este camino (unos 250 metros) atraviesa un olivar y se pierde por haber sido labrado, lo que obliga a caminar entre las líneas de olivos por terreno arado, perfectamente transitables, pero que con lluvia puede embarrarse.
- A la salida de Illana, el camino vuelve a estar señalizado con flechas amarillas y carteles.
- Diversas poblaciones por las que discurre este camino en la provincia de Guadalajara cuentan con lugares de acogida al peregrino (generalmente polideportivos) incluso albergues gratuitos, además de un variada oferta de alojamientos.
- La Diputación de Guadalajara ha editado una guía gratuita donde se describen las etapas y donde vienen los teléfonos de los puntos de acogida al peregrino en esta provincia.

View more external

Un buen lugar para rellenar la botella de agua
Plaza y ayuntamiento de Uclés
Puente del Hospital de Peregrinos
Monolito con la Cruz de la Orden Militar de Santiago, desde aquó podemos contemplar excelentes vistas al Monasterio de Santiago
Descripción básica El telégrafo consiste en un aparato situado a distancia visual de otro aparato similar. El operador maneja unos controles que sitúan los elementos del telégrafo en una posición reconocible por la torre siguiente. Esta repite el mensaje, que es leído y reproducido por una tercera, y así sucesivamente. No obstante, las frecuencias vienen marcadas por el material que se emplea en su construcción. Funcionamiento El funcionamiento de la red comenzaba en la estación desde la que se emitía el mensaje. Se colocaba el telégrafo en una posición prefijada de alerta o de atención. Cuando la estación siguiente avistaba esta señal, colocaba su telégrafo en posición listo o preparado y el primer telégrafo sabía que podía comenzar a transmitir. Una vez que se comenzaba a transmitir, cada símbolo debía estar unos 20 segundos como mínimo en la posición para que la siguiente estación lo leyese correctamente y colocase su telégrafo en la misma posición, lo cual indicaba a la estación precedente que podía transmitir el siguiente símbolo del mensaje. La vida en la torre Las condiciones de trabajo eran especialmente duras. La dotación de cada estación telegráfica se componía de tres o cuatro personas. Durante su jornada laboral, que se extendía de sol a sol, mientras hubiese luz suficiente para divisar una torre, los torreros debían mirar regularmente a las torres anterior y posterior de la línea para comprobar si alguna de ellas se encontraba en posición de atención. Los operadores desconocían la naturaleza del mensaje y simplemente se limitaban a lo que veían en la torre anterior, para que fuese copiado por la posterior. Además de la dureza de los factores antes mencionados, la vida de los operadores de cada estación era durísima. A la dureza del clima había que añadir que las torres solían estar en lugares elevados, donde las condiciones se recrudecen. Esto se unía al hecho de que las deficiencias presupuestarias hacían que en demasiadas ocasiones muchas torres fuesen abastecidas por la buena voluntad de los habitantes de las localidades circundantes. En España los mensajes se enviaban cifrados según un código existente en el libro de códigos, que estaba en posesión del Comandante de Línea, que era el único autorizado a la codificación y decodificación. En el mensaje se enviaba el número de página del libro, y luego un código alfanumérico que hacía referencia a una de las palabras que aparecían en dicha página. Esto hacía que la transmisión fuese mucho más rápida, eficaz y segura que si se transmitiese letra a letra. Problemas de operación Uno de los mayores problemas que presentaba el telégrafo óptico era que el símbolo o señal producidos era plano, por lo que había de ser leído de frente. Un telégrafo visto desde un lateral no presentaba información alguna, como puede imaginarse. Esto obligaba a que los trazados fuesen casi rectilíneos y hacía que dar una curva fuese realmente complicado. De todos los sistemas existentes en Europa, los ideados por Betancourt y por Mathé fueron los que admitían mayor ángulo de visión (más de 45º), por lo que ambos sistemas fueron muy elogiados en círculos científicos del continente. Pero el que quizá era el mayor inconveniente de este sistema de comunicación era el derivado de las lógicas inconveniencias de su medio. De noche era poco fiable y aunque se hicieron experimentos fijando faroles a los telégrafos, lo cierto es que ninguno de los prototipos superó la prueba con resultados satisfactorios en ningún país de Europa. Por otro lado, con lluvia intensa, niebla, nieve o calima se hacían prácticamente invisibles las estaciones contiguas, por lo que la transmisión había de ser interrumpida.
Alto del Telégrafo de Uclés
Recinto donde los pastores recogen el ganado para resguardarlo del frío o de la intemperie
Segundo monolito
Tunel para salvar la vía del AVE
Huelves es un municipio de España, en la provincia de Cuenca, comunidad autónoma de Castilla-La Mancha. Tiene una superficie de 39,44 km² con una población de 78 habitantes (INE 2009) y una densidad de 1,98 hab/km².
Fuente de agua no clorada
Iglesia de Huelves
Tinada para guardar el rebaño, donde cobijarnos y descansar
Pasarela de madera
Paso de rio empedrado
Iglesia de Barajas
Oeste de la provincia de Cuenca, en la Comarca natural de la Alcarria Conquense, esta situado a 82 km de Cuenca y 100 km de Madrid, los limites de su termino son, Leganiel, Illana (Guadalajara), Saceda Trasierra, Vellisca, Paredes de Melo, Huelves, Belinchon, Estremera de Tajo (Madrid) y Almoguera (Guadalajara) su superficie es de 136 km2. Esta avenado por el rio Calvache y el rio Tajo en su zona oeste.
Arroyo que baña los huertos del Vallejo
Patrona de Illana
Pueblo mas al sur de la provincia de Guadalajara y primer pueblo de Guadalajara en este camino hacia Santiago

1 comment

  • Слика од El Senderunner

    El Senderunner 14.09.2013.

    Grandioso, como siempre!!!!!!! https://es.wikiloc.com/rutas-senderismo/camino-de-santiago-alcarreno-1-ucles-illana-5161366/photo-2674227

You can or this trail